Siguen las protestas en NYC; pacíficas durante el día y antes del toque de queda

Una multitud de manifestantes recorría la tarde del martes varias calles de la ciudad en el séptimo día consecutivo de protestas en la ciudad por la muerte del afro americano George Floyd..

Varios miles de manifestantes desfilaron pacíficamente en una marcha que se inició en Foley Square y siguió luego por la calle Lafayette y parando un rato en el Washington Square Park.

La marcha seguía su rumbo por Park Avenue y hasta el momento no se habían reportado incidentes de violencia.

La marcha se da en un día en el que la ciudad no terminaba de creer lo sucedido en la noche del lunes en la cual aun con el toque de queda en vigencia hubo multitud de saqueosLa marcha se da en un día en el que la ciudad no terminaba de creer lo sucedido en la noche del lunes en la cual aun con el toque de queda en vigencia hubo multitud de saqueos en importantes áreas comerciales de Manhattan y en menor medida en lugares como El Bronx.

Durante el día también, se anunció que el toque de queda se extiende hasta el domingo. La policía avisó luego que una vez que comience el toque de queda estará prohibida la circulación de vehículos particulares al sur de la calle 96 en Manhattan.

Dada la urgencia de lo que se vive, la policía anunció que cancelará todo el tiempo libre de sus agentes hasta nuevo aviso, en un intento de aumentar la presencia policial en las calles.

La ciudad y en particular el alcalde Bill de Blasio están con tremenda presión para que se controlen los desórdenes, saqueos y destrucción que se han dado cada noche. El martes, el propio presidente Trump se enfrascó en una serie de ataques en twitter contra las autoridades de NY a las que acusa de débiles y de quienes demanda que llamen a la Guardia Nacional para reestablecer el orden.

La policía igualmente está bajo tremenda presión ya que por un lado se le acusa de no hacer todo lo que está en su poder para detener los saqueos pero al mismo tiempo tiene la presión de sectores liberales que cuestionan su en ocasiones excesiva fuerza.

El sindicato de policías emitió un mensaje en el que culpa al alcalde y al gobernador por lo sucedido.

Los policías de Nueva York estábamos en la calle anoche haciendo nuestro trabajo. Esta noche, saldremos y lo haremos de nuevo”“Los policías de Nueva York estábamos en la calle anoche haciendo nuestro trabajo. Esta noche, saldremos y lo haremos de nuevo”, dijo el sindicato por voz de su líder Patrick J. Lynch

“No es culpa nuestra que los gobiernos de la ciudad y del estado no puedan planear y trabajar juntos, pero estamos sufriendo las consecuencias. Los oficiales de policía están siendo atropellados, derribados y casi disparados cada noche. El tira y afloja político entre Albany y el ayuntamiento tiene que parar, porque está poniendo a los policías en peligro”, sigue el mensaje del sindicato de policías.

El alcalde ha dicho que se niega a llamar a la Guardia Nacional entre otras razones porque los militares llegarán fuertemente armados en un lugar que desconocen.

“No necesitamos que la Guardia Nacional venga a la ciudad de Nueva York. Cuando las fuerzas armadas externas entran en las comunidades, especialmente en estas situaciones intensas para las que no han sido entrenadas, es un escenario peligroso. Tenemos 36.000 oficiales de policía que mantendrán esta ciudad segura”, dijo el alcalde.

Anuncios

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.